Espacio Digital

¿Cómo ha cambiado el marketing en los últimos 10 años?

Cambios marketing digital

Pocos periodos han visto cambios tan vertiginosos en la manera de hacer marketing como los últimos 10 años.

Los teléfonos inteligentes apenas estaban entrando en el mercado. El iPhone sólo tenía un año de haberse lanzado y Android se estaba consolidando como sistema operativo. Los medios impresos todavía contaban con un público considerable y no existían las plataformas de streaming.

La penetración masiva de internet ha resultado en un cambio notable en los comportamientos del consumidor. Si antes este prefería comprar en tiendas físicas ahora gasta más en comercio electrónico.

Igual pasa en otras áreas como la televisión donde ahora hay más formas de consumir el contenido.

A su vez esto ha traído nuevas formas de hacer marketing para poder llegar a los sitios donde hace vida tu público objetivo.

También ha permitido que empresas de nicho o especializadas tengan las herramientas para comunicarse con su audiencia al alcance de la mano.

La evolución del marketing tradicional al marketing digital va más allá de cambiar las técnicas o los canales de comunicación. Es un nuevo paradigma en la forma de concebir la relación entre el cliente y la marca, así como en la manera de interactuar entre ambos.

Esta nueva manera de entender al cliente y su comportamiento se traduce en la creación de mensajes o contenido especialmente diseñado para tu consumidor ideal.

Las herramientas del marketing digital permiten conocer a fondo a los clientes y su relación con la marca para ofrecerle un mejor servicio para cubrir sus expectativas.

Imagen de diagrama de marketing digital

Las 3 tendencias que cambiaron el marketing

Aunque mucho ha cambiado desde el 2009 hasta hoy en materia de marketing, hay tres grandes tendencias que hemos identificado como las más importantes: las redes sociales, el impacto de las nuevas herramientas y los teléfonos inteligentes.

A continuación, estaremos explicando cada una de ellas.

El crecimiento de las redes sociales

En 2009 el uso de plataformas como Facebook o Twitter apenas se estaba popularizando, otras redes como Instagram o Snapchat ni siquiera se habían lanzado al mercado.

Desde entonces las redes sociales han tenido un crecimiento exponencial y su uso se ha extendido en todo el mundo.

Actualmente, en las redes sociales los usuarios buscan y reciben información, piden recomendaciones, se quejan de las malas experiencias o comentan las buenas.

Esto representa una oportunidad única para las marcas de escuchar y conocer la percepción de los clientes. Por eso, una estrategia de marketing digital que no contemple las redes sociales está incompleta.

Dependiendo del producto se pueden incluir acciones de divulgación de contenido, promociones y servicio de atención al cliente. También puede formar parte de la estrategia, el monitoreo de la competencia y de las menciones a la marca.

En cualquier caso, las marcas necesitan estar en el mismo sitio que el cliente. Anteriormente la prensa, la radio y la televisión eran los principales medios de comunicación y por eso la mayor parte del presupuesto de publicidad de las grandes marcas se destinaba a esos espacios.

Ese lugar poco a lo han ido cubriendo las redes sociales.

El objetivo de los encargados de marketing de cada empresa, debe ser entender cómo usar las redes sociales dentro de la estrategia de marketing digital y cómo se ajustan a sus proyectos de crecimiento.

La idea es capitalizar las oportunidades que ofrecen las redes sociales para conectar con el cliente ideal.

Nuevas herramientas, nuevas técnicas de marketing

El auge de los medios digitales y el marketing se debe en buena parte a las nuevas herramientas de análisis y automatización disponibles para las marcas.

Antes para hacer un estudio de mercado y monitorear una campaña se necesitaba un presupuesto elevado y muchas veces los datos llegaban a destiempo.

Actualmente existen herramientas de analíticas y anuncios integrados directamente en las plataformas digitales o que se pueden conectar con aplicaciones de terceros.

De esta manera obtendrás una cantidad de datos importantes para conocer a fondo al público objetivo y cómo reacciona ante la marca. Uno de los mejores ejemplos de esto es la publicidad en buscadores o redes sociales.

Los anuncios se contratan directamente con la plataforma escogida y en ambos casos podrás elegir en detalle, cuál es el tipo de audiencia que estás buscando, desde datos demográficos y geográficos hasta detalles de estilo de vida o preferencias de compra.

Además, existen herramientas diseñadas para llevar registro de la base de datos de clientes y las interacciones con ellos desde la web o redes sociales. Así podrás crear campañas y anuncios personalizados para cada uno de los consumidores. Nunca había sido tan fácil mantener y mejorar las relaciones con los clientes.

El marketing digital también ha cambiado la manera de administrar los presupuestos de las empresas. Se han creado puestos de trabajo nuevos y se ha invertido más en herramientas digitales.

El retorno de la inversión en esta área es superior al del marketing tradicional, al mismo tiempo permite un mayor control sobre los gastos.

La automatización es una de las tendencias más fuertes de los últimos años en marketing digital.

Las herramientas para enviar correos electrónicos de seguimiento y atención al cliente, por ejemplo, se nutren de las interacciones con el usuario para ofrecerle contenido que le interesa acerca de tus productos y servicios.

Imagen de bot e inteligencia artificial

El mercado móvil

Estos últimos diez años también han visto el crecimiento de los teléfonos inteligentes en el mercado.

Al abaratarse los costos de producción y los precios al consumidor, cada vez más usuarios se suman a esta tendencia. En algunos países desarrollados la penetración es casi del 100%.

Por esa razón es importante que todo el contenido generado desde tu página web hasta los correos promocionales se puedan leer sin problemas desde el celular. Muchas de las actividades que antes se hacían desde el computador ahora se hacen desde el teléfono.

Las marcas poco a poco han ido entendiendo la necesidad de ajustar la estrategia digital para atender a esa parte del público. La idea es facilitar las interacciones con el cliente y buscar la manera de fidelizarlo.

El mercado móvil continúa creciendo y es buen momento para atacarlo pues la competencia no es tan dura actualmente.

Quizás la lección más importante de los últimos diez años es aprender a identificar las tendencias de comportamiento del consumidor y adaptarse a ellas.